+34 963476774
contacto@asociacionportimujer.org

Blog

Manifiesto 25N por una denuncia segura

Hoy, el 25 de noviembre de 2021, con motivo del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer y tras los últimos datos que recogen a 37 mujeres asesinadas por sus parejas o ex parejas en este año, queremos manifestar la clara ineficacia de los protocolos de prevención e intervención, así como la falta de sensibilización y concienciación en el tratamiento de las mujeres víctimas de este tipo de violencia.

Desde la Asociación Por Ti Mujer pisamos con fuerza y aclamamos el derecho a la denuncia segura y la erradicación de la violencia de género. Exigimos la seguridad y protección de todas las mujeres, y al mismo tiempo, la renovación de un sistema judicial que no discrimine a las mujeres inmigrantes. A través de este manifiesto queremos exponer, el verdadero problema que supone, el hecho de que a pesar de que existen numerosas leyes y recursos a nivel social e institucional que amparan a las mujeres, estos no son suficientes para proporcionar la salvaguarda de las mismas.

En lo que llevamos del año, 37 mujeres han sido asesinadas a manos de sus parejas o ex-parejas, de las cuales 18 eran mujeres inmigrantes y 24 fueron los menores que quedaron huérfanos. Cabe destacar que, de las 37 mujeres, únicamente 8 de ellas denunciaron previamente. Este último dato refleja las claras barreras que existen para realizar el proceso de denuncia.

Entre los motivos principales de la falta de denuncia se encuentra el miedo al agresor derivado de continuas amenazas, agresiones, etc. Además, en el caso de que la mujer maltratada tenga hijos/as, el proceso se complica debido al miedo de dejarlos en una situación de riesgo o desamparo.

Al mismo tiempo, remarcar la importancia de la dependencia emocional y/o económica a la que está sometida la mujer, y el continuo pensamiento de que su maltratador en algún momento cambiará. También, aquellos casos en los que la culpa invade a la mujer e incluso la normalización de las conductas violentas o de la propia situación, asumiendo en dicho caso, que no hay salida.

No podemos olvidar, las dificultades añadidas que presentan las mujeres inmigrantes en todo este proceso de denuncia. En primer lugar, cabe sumar las situaciones de miedo y dependencia, además de una ausencia de redes familiares y de apoyo. La mayoría de estas mujeres atraviesan un duelo migratorio, dejando a su círculo más cercano en el país de origen. Además, sufren esta violencia bajo las amenazas continuadas de llevar a los hijos de vuelta al país de origen o de denunciar su situación de irregularidad administrativa, entre otras. La falta de conocimiento de las leyes españolas les impide saber que, aunque acudan a denunciar este tipo de violencia no se les abrirá un proceso de expulsión. No obstante, es cierto que, actualmente la Ley de Extranjería, a pesar de reconocer este recurso de protección para las mujeres inmigrantes, las sigue dejando en situación de desamparo en el caso de que el proceso no haya resultado favorable, sin llegar a considerar los múltiples factores que pueden condicionar la absolución o archivo de un proceso de violencia de género y sin que ello conlleve, necesariamente, que la mujer no sufra realmente este tipo de violencia. Con todo ello, podemos decir que las mujeres siguen sufriendo miedo e incertidumbre a la hora interponer una denuncia, debido a su situación de irregularidad administrativa, el desconocimiento del idioma, la falta de información y de asesoramiento al respecto. Asimismo, no podemos olvidar la doble discriminación que sufren estas mujeres tanto a nivel social como institucional, por el hecho de ser mujeres y por ser inmigrantes, que en ningún caso debe tolerarse pero que día a día seguimos viendo.

Estas son algunas de las evidencias más destacables que el sistema no tiene en cuenta y como consecuencia, generan fallos en la resolución eficaz de dichas situaciones, ya que no contemplan las problemáticas de las mujeres partiendo de una actuación individualizada, dejándolas aisladas del proceso.

Miles de mujeres han sufrido la revictimización, debido a una mala organización y actuación por parte de las instituciones puesto que las obligan a revivir una vez tras otra su historia, con el fin de conseguir una declaración válida y consistente, sin tener en cuenta el posible daño emocional que les puedan causar. También, reivindicar la ausencia de recursos humanos que permitan a los grupos especializados y sensibilizados con la violencia machista para poder atender a todas estas mujeres en la recogida de la denuncia; la necesidad de introducir la perspectiva de género en todo el personal judicial, así como la mediación cultural para contemplar la interseccionalidad de la violencia de género y la extranjería en el mismo proceso. Todo ello, para que de esta forma, se garantice y se cumpla de una forma real el derecho a una denuncia segura.

Exigimos un protocolo eficaz que permita a las mujeres realizar una denuncia segura donde no se vulneren las órdenes de protección y exista un entorno seguro con personal cualificado, formado y sensibilizado en violencia de género; además, reducir la duración del proceso de denuncia para evitar así daños colaterales psicológicos.

A día de hoy, muchas mujeres desconocen cuáles son la totalidad de los recursos y derechos que velan por su protección, debido a la escasez de campañas informativas y de prevención de violencia de género, así como para mujeres inmigrantes en específico.

Desde la Asociación Por Ti Mujer manifestamos el derecho a una denuncia segura y exigimos que la Ley de Extranjería garantice la seguridad jurídica y protección de las mujeres inmigrantes en todos los contextos. Reivindicamos la necesidad de que las mujeres sean escuchadas, entendidas y protegidas en el proceso de denuncia.

La Violencia de Género debe ser denunciada.

Debemos poner fin a la violencia de género.

Suscríbete para recibir contenido en tu bandeja de entrada.

¡No hacemos spam! Lee nuestra política de privacidad para obtener más información.

Comparte esta entrada

Escribe un comentario